lunes, 23 de marzo de 2009

Fresco como una lechuga


No sólo llegan desde Paris los niños, los coches quemados o los melones naranjas.
Ayer  me llegó por mail esta foto desde mi ciudad adoptiva...
La caperucita roja con el lobo rojo grabados sobre linóleo de este noviembre pasado.
La historia es que lo  ha enmarcado manualmente  y la verdad que estoy flipando porque ha quedado genial.
Yo quiero aprender a hacer eso también. (ahí queda, de asignatura pendiente, enmarcación)

7 comentarios:

esther dijo...

encuadernación,estampación, enmarcación...cuantas cosas me quedan por aprender que riman con camión ;)en din que han quedado requetebien asi, enmarcaditos

esther dijo...

en din no, en fin...

Aby dijo...

Pues con la enmarcación dominarás el mundo porque creo que es lo que te queda por hacer jeje!
Me ha encantado el grabado, bueno ya sabes, todo.
Un abrazo.

Sara Morante dijo...

Qué bonito, Amaia! Ha quedado precioso. Y me encanta cómo has jugado con el blanco, por cierto. (en la estampación, quiero decir:)

Pauloski dijo...

Así que esos monstruitos agubiados eran tuyos, muy gonitos. Me alegro de conocer tu blog.
Saludos!

Gemma dijo...

Han quedado muy bien, tienes una imaginación desbordante. Yo de mayor quiero ser como tú.
Besos.

Mar Villar dijo...

Hala, que mono me ha entrado de hacer grabado al verlos!! Cuanto tiempo (quiero volver a la facultad, buu!!) Tienen buena pinta!!
Un saludo!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...